Tierra o Asfalto: that is the question

Pardo tierraoasfalto noticia 2018

Si Shakespeare ya planteaba el dilema existencialista en una de sus obras, esa es la encrucijadaen la que se encuentra el futuro de los rallyes en España.

Hasta la fecha los resultados hablan por sí solos: en los últimos 30 años 2 campeonatos del mundo absolutos (Sainz) y tres títulos junior con Solá, Sordo y Solans. Pero el problema no son tanto los resultados, sino la presencia de programas de equipos españoles en pruebas del WRC o ERC, que a día de hoy (salvo Llarena y Solans), resulta anecdótica y simbólica. Se trata de generar una cantera de pilotos que acudan a pruebas internacionales, con ánimo de progresar.

Si quieres resultados diferentes, haz cosas diferentes (Einstein)

Efren Tierraoasfalto noticia 2018

Si el objetivo de un posible Campeonato Mixto (gravel & tarmac) es lanzar jóvenes al WRC o al ERC, es erróneo. Se escucha desde hace unos años la posibilidad de un campeonato mixto, de tierra y asfalto, un campeonato absoluto en el que como se estila en nuestro país vecino Portugal, tenga 3 pruebas de tierra y 3 de asfalto para configurar este campeonato. Pero me temo, que si el objetivo de este campeonato es buscar una mayor proyección de nuestros jóvenes equipos a cotas mayores (como son el ERC o WRC), opino que se trata de una vía equivocada para dicho fin.

Si algún equipo joven tiene en mente salir fuera de nuestras fronteras para disputar campeonatos europeos o incluso el mundial, la solución es fácil: debe competir solo en el CERT.

El motivo por el que digo esto es tan simple y sencillo como mirar el calendario del WRC, donde de 13 pruebas, 10 son de tierra (incluyendo Suecia como superficie deslizante) y tan solo Montecarlo, Alemania y el Tour de Corse son íntegramente asfalto; y si acudimos al ERC, de 8 pruebas puntuables, la mayoría (5) son también sobre tierra. 

Solans Tierraoasfalto noticia 2018

Ante esta tesitura, resulta relevante el buscar un motivo o justificación a un campeonato mixto, que sería traumático tanto para CERA como para CERT, dado que habría que desechar rallyes míticos y consolidados, lo que crearía más problemas que ventajas.

Insisto, si se trata de que nuestros piloto/as puedan salir con más experiencia en tierra, es sencillo, el campeonato Junior debería primar las pruebas en tierra frente a las pruebas en asfalto; y casi me atrevo a decir que el campeonato Junior debería ser íntegramente en rallyes de tierra. Basta con ver la actuación de Efren-Sara en Polonia, para recordar que es un piloto que ha apostado por el CERT (con un Peugeot 206) desde sus primeros pasos, y coincido con lo relatado por Nacho Villarin en Marca al respecto de la velocidad imprimida por el piloto burgalés en Polonia.

Aygo tierraoasfalto noticia 2018

Esta claro que hay una inquietud relevante para que exista una proyección de jóvenes en un deporte tan espectacular como son los rallyes, y es loable la búsqueda de fórmulas para conseguirlo, ya que sería un punto de inflexión para que, dentro del motor, los rallyes tomen la delantera a otras especialidades; pero creo que deben tenerse en cuenta los objetivos y racionalizar gastos, antes de abocar a pilotos y equipos a un campeonato que insisto, no conseguirá el objetivo.