Sylvain Michel bate en Cardabelles a los World Rally Cars

michel cardabelles2018

El campeón de asfalto francés en 2016 está a una sola carrera de proclamarse campeón de tierra. A bordo de su habitual Skoda Fabia R5, Sylvain Michel ha logrado en Cardabelles la segunda victoria de la temporada, poniendo algo de distancia con Thibault Durbec (Citroën DS3 WRC). Ha sido, por tanto, su segundo dominio este año sobre los potentes World Rally Cars.

Michel se enfrentaba en Cardabelles a un hombre que sabe lo que significa ganar en un mismo año los campeonatos de tierra y de asfalto. Jean-Marie Cuoq volvía con su Citroën C4 WRC al campeonato de tierra tras no poder disputar el Rallye de Langres y haber corrido fundamentalmente pruebas de índole más regional. Sin la presión que le brindaba pelear por el título, acababa en tercera posición sin entrometerse en la batalla por el campeonato que disputan Michel y Durbec.

Como lleva ocurriendo buena parte de la temporada, el rally transcurrió muy intenso: el del Skoda y el del Citroën completaban las especiales con distancias mínimas entre ellos. Antes del último bucle apenas estaban separados por nueve décimas de segundo. Pero un bucle final espectacular de Michel le terminaría brindando al vigente líder del campeonato una diferencia de más de 20 segundos antes del tramo final. 

Finalmente Sylvain Michel ganaría en Cardabelles por 23 segundos sobre Thibault Durbec, anotándose los dos scratch finales y llevándose los 41 puntos de la victoria. Aventaja en ocho puntos a Durbec antes de Vaucluse, fin de fiesta del nacional de tierra galo.