galicia

Aquí podrás seguir toda la actualidad relacionada con el Campeonato Gallego


Ivan Ares y Pintor lideran el Rallye de Noia por delante de Luis Penido y los hermanos Pais. El abandono de Pedro Burgo tras realizar dos scratchs consiguiendo una gran ventaja, dejaba a Bamarti en primera posición, pero poco le duró la alegría ya que en el último tramo de la mañana ha perdido mucho tiempo y ha caido a la sexta plaza.

http://www.latulasport.es/Multimedia/images/phocagallery/RallyedoCocidoNacho/img_0627.jpg

Tras la espectacular inscripción alcanzada en el Rallye de Cocido celebrado el pasado mes, el Rallye de Noia no se quedará corto en cuanto a inscripción ya que 131 serán los inscritos en esta prueba.

Os dejamos un pequeño avance con la lista de inscritos, mapas, horarios y demás para que conozcáis todo sobre la prueba.

El equipo VPCompetición ya trabaja para tener todo a punto para el rally de Noia, después del varapalo de Lalín, donde el ZX Kit-Car quedaba empanzado en la cuneta.

Emilio y su fiel copiloto Dani Fernández ya están ansiosos por salir en el segundo rally del campeonato gallego para desquitarse y sobre todo, rodar mas kilómetros con el coche y así poder probar las nuevas evoluciones que el equipo ha integrado esta temporada en el Citroën ZX.

La mala fortuna volvió este año en el primer rallye de la temporada, ya que empezaban igual que terminaron el pasado 2010, con accidente. Salían a este rallye con ganas de pasarlo bien y de probar el coche ya que desde el pasado Sur do Condado no habían rodado con el vehículo, recién reparado.

Los tramos tras las lluvias eran muy resbaladizos, así que decidieron salir con precaución y con calma, para ir cogiendo ritmo poco a poco tanto David a su nueva copiloto, como Ana cogiendo mas soltura a la hora de cantarlas.

El Lancer EVO VIII de Iván Ares, ayer, en un instante del Rali do Cocido disputado en tierras de Deza y Tabeirós-Montes. // Bernabé/Gutier

Iván Ares se adjudicó ayer la decimoséptima edición del Rali do Cocido que concluyó con polémica debido a la neutralización del último tramo de la carrera correspondiente a la segunda pasada por Brántega. En ella, la valvulina que desprendía el Skoda Octavia WRC de Roberto Blach fue la causante de que los pilotos siguientes en tomar la salida se negasen a hacerlo, aunque según fuentes de la organización fue el comisario del tramo quién decidió neutralizarlo por el vertido del aceite sobre el asfalto.