Milán celebró su primer 'Rally Show' con invitados de lujo

miele milanorallyshow2017

Que Milán es uno de los centros neurálgicos de la moda es algo indiscutible. Como París o Madrid. Que Italia, además, es uno de los países con mejores inscripciones en el mundo es otro hecho indiscutible. Como ocurre en Francia o en Portugal. Este fin de semana la ciudad que vio crecer a Umberto Eco ha juntado ambos campos, moda y rally, en la primera edición del Milano Rally Show.

Y es que esta cita no hubiera pasado de ser un rally show de lujo de no ser por los eventos previos que se celebraron. El más sonado, la semana anterior, fue una demostración breve de algunos de los inscritos. Dicha demostración consistió en recorrer una vía recta y amplia en ida y vuelta, como en un pase de modelos. Y éstos no fueron unos modelos cualquiera: el Ford Fiesta R5 de Stefano Campelli, el Mitsubishi EVO X R4 de Massimo Brega, el Porsche 911 RSR de Matteo Musti, el Ford Fiesta WRC de Marco Miraglia, el Citroën DS3 WRC de Simone Miele o el Peugeot 208 T16 R5 de Gian Maria Gabbiani.

El centro neurálgico fue el espectacular Árbol de la Vida, símbolo de la Expo 2015 italiana, un monumento que ofreció espectáculos de colores a los visitantes que se acercaron a ver los coches. El rally se desarrollaría posteriormente en la Piazza Duomo, la Piazza Città di Lombardia y la propia Piazza Castello Sforzesco, puntos de interés turístico de la ciudad milanesa. La lista de inscritos acogió a un total de 39 pilotos - siendo doce World Rally Cars y trece R5.

En lo tocante a la acción principal, el campeón de esta primera edición del Milano Rally Show fue Luca Pedersoli (Citroën C4 WRC), imponiéndose por poco a Felice Re (Ford Fiesta WRC), a Piero Longhi (Ford Fiesta WRC) y a Alessandro Perico (Skoda Fabia R5), que volvía a montarse en un coche de carreras tras el Rally Mille Miglia, celebrado a finales de mayo. Las diferencias hasta Simone Miele, quinto, fueron muy cortas. Tanto que durante toda la prueba hubo un baile permanente de posiciones en la parte alta de la clasificación. En históricos la victoria fue para Simone Romagna (Lancia Delta 16V) por tan sólo tres segundos sobre Marco Superti (Porsche 911 SC).