Los vencedores del apartado junior del BRC podrán rodar con un Hyundai i20 R5

junior bretana 2018

El Prestone MSA British Rally Championship y Hyundai Motorsport Customer Racing han confirmado que los pilotos que disputen el Junior BRC en 2018 podrán disfrutar de dos jornadas de test con los potentes Hyundai i20 R5 para así poder comenzar su adaptación a las monturas de estas características y poner la primera piedra del que será su futuro.

El primer premio en juego será para la dupla que lidere el campeonato tras la tercera prueba del mismo, el Ypres Rally. La segunda jornada de test se entregará al campeón general final de la copa tras el Rally de Gales, puntuable para el WRC. Si el vencedor final coincide con el líder tras la tercera ronda el premio pasará a entregarse al subcampeón de la copa. Los test se realizarán con el propio equipo de Hyundai Motorsport teniendo así la oportunidad de ponerse al volante de una de las unidades referentes dentro de la categoría R5 y comenzar su adaptación a la tracción total.

"Estamos encantados de anunciar un premio tan emocionante junto a Hyundai Motorsport para esta temporada. El Junior BRC en 2017 contó con una batalla espectacular y el 2018 no será diferente. Este premio es un verdadero incentivo para los equipos aspirantes al título ya que les permitirá saborear el próximo paso de su carrera profesional en el mundo de los rallyes mientras trabajan codo con codo con uno de los mejores equipos del WRC". declaró Iain Campbell, Director del BRC.

Por supuesto Andrew Johns, director del departamento de ventas de Hyundai Motorpsort, también quiso decir unas palabras: "Estamos entusiasmados por poder ofrecer a los equipos del Junior BRC 2018 la oportunidad de probar el Hyundai i20 R5. El BRC es un campeonato muy competitivo con equipos muy fuertes. La oportunidad de conducir este coche proporcionará a los jóvenes pilotos y copilotos una fantástica base para avanzar a la categoría senior en los próximos años".