Brunson gana la primera... pero quien lidera el campeonato es Bonato

brunson touquet2017

No vamos a descubrir América con las siguientes líneas, pero no deja de ser anecdótico que el campeón del primer rally no sea quien lidere la general. Así es Francia, un país peculiar, muy bonito y con un nacional de asfalto que, a pesar de todo, sigue siendo la envidia de todos. Ganó Eric Brunson con su Ford Fiesta RS WRC pero quien lidera el campeonato es Yoann Bonato con su Citroën DS3 R5 debido al reglamento FFSA que lastra a los WRC.

Y es que correr, corrió. Mucho. De hecho le llegó a discutir el liderato a Brunson en la novena especial, un hito que deja en sobresaliente la actuación de Bonato. Hizo bien los deberes y se impuso a todos los R5. con lo que ostentar la primera posición del certamen galo era cuestión de mantenerse por detrás del World Raly Car líder, cuyo piloto supo gestionar muy bien su ventaja. Le tocó remontar y durante el segundo día marcó varios scratch decisivos para vencer.

A los dos protagonistas les siguió Marc Amourette, un amateur que demostró mucha rapidez con otro Citroën DS3 R5. En la primera jornada de competición llegó a liderar la carrera y finalmente supo salvar un dulcísimo tercer puesto. Fuera del podio se quedó David Salanon con su habitual Ford Fiesta RS WRC. No tuvo su mejor fin de semana, pero las condiciones del terreno le dificultaron lograr una posición final más destacada. El barro y el escaso agarre complicaron cualquier intento de gesta.

bonato touquet2017

Los ouvreur, parte fundamental del rally

Poco se habla de ellos, y ciertamente son casi tan importantes como el propio copiloto. Su labor a pie de tramo consiste en pasar un poco antes de que lo hagan los pilotos para ver in situ el estado del terreno. En este Rally Le Touquet tuvieron trabajo, pues los tramos se cubrieron rápidamente de barro y era muy difícil saber dónde había agarre y dónde no.

Eric Brunson quiso reconocer su mérito. Jean Yves Requin, piloto experimentado y retirado, y Cédric Mondon, copiloto que sabe lo que significa ir a la derecha de Patrick Rouillard, Ludovic Gal o del propio Bunson, fueron sus ouvreurs, y a juzgar por el resultado final debieron de hacerlo muy bien.