'Cohete' Suárez: "Creo que este año puede ser mi último tren"

Cohete Planes 2018 3

Jose Antonio 'Cohete' Suárez se encuentra al comienzo de la que quizás sea la temporada más importante de su carrera. Gracias al apoyo recibido por Carlos Sainz, Daniel Alonso y Fernando Alonso el praviano tratará de cerrar el presupuesto para correr tanto la segunda categoría del Campeonato Mundial de Rallyes como el Campeonato de España de Rallyes de Asfalto.

En una entrevista realizada para la revista AutoHebdo Sport el asturiano hizo balance de las pasadas temporadas junto a Peugeot Sport y Saintéloc Racing y dio los primeros bocetos de lo que será para él el año 2018.

Para 'Cohete' la temporada ha sido buena, no excepcional pero si buena. Considera que la temporada ha sido buena ya que además de ser el primer Peugeot clasificado del ERC ha sido el más rápido en todos los rallyes a pesar de haber sufrido diversos problemas y errores. También aceptó que sabían lo que tenían en las manos y que el Peugeot 208 T16 R5, al igual que el Citroën DS3 R5, se encuentra un paso por detrás del resto de monturas de la categoría R5.

A pesar del déficit de rendimiento del Peugeot 208 T16 R5 'Cohete' no ha dudado en aclarar que el equipo Saintéloc ha sido muy profesional y que ha sido como su familia dándole todo lo que estaba en sus manos.

Cohete Planes 2018

Al finalizar el contrato con Peugeot Sport, marca para la que pilota Carlos Sainz, todo apuntaba a que el madrileño dejaría de apoyar a 'Cohete' pero ha dicho lo siguiente: "En septiembre pregunté a Sainz: ¿Carlos, voy a seguir contando con tu apoyo para la siguiente temporada?, y me dijo: "Siempre que sea para hacer un trabajo profesional y bien hecho seguro que sí". Me ha estado ayudando en negociaciones, sigo en contacto con él, y no creo haber hecho nada extraño para perder su confianza. Es más, trabajo cada día pensando en devolver a Carlos Sainz, a Daniel Alonso, a Peugeot y a todos los que han apostado por mí".

Respecto a su victoria en el nacional de tierra ha valorado que el mérito es el gran trabajo realizado junto a RMC Motorsport para poner a punto el Peugeot 208 N5 y ha destacado que los únicos problemas sufridos en el campeonato han sido las anulaciones de ciertas especiales por el polvo, algo que para él era previsible y podía haberse evitado. "He tenido que exprimirme al máximo para lograr el triunfo. Es una pena que el Rally de Extremadura se quedara tan corto por problemas con el polvo, nosotros hicimos lo que nos tocaba y no tenemos culpa de esa incidencia".

Otro punto tratado por el asturiano sería la creación de un campeonato nacional mixto, algo que para él sería perfecto. Admite que sería más costoso ya que todos los equipos deberían contar con los kits de asfalto y de tierra para sus monturas y que únicamente es un sueño que no tiene pinta de hacerse realidad.

Cohete Planes 2018 2

Ya acercándonos a su futuro el asturiano ha afirmado que dar un paso atrás para disputar campeonatos nacionales con coches menores sería su final en cuanto a opciones mundialistas ya que afirma que sigue teniendo la fé y la certeza de que puede estar en el WRC con buen nivel pilotando coches de la categoría R5. "Creo que este año puede ser mi último tren, y si es el penúltimo voy a tener mucha suerte, tengo que demostrarlo todo en el WRC2. Va a haber mucho nivel y las pruebas que dispute serán las más complicadas al ser las europeas, donde más pilotos corren. A partir de ahí espero poder seguir teniendo la confianza con las personas que me han apoyado hasta ahora para poder continuar con fuerza hacia adelante. No dudo que podamos hacerlo tanto Cándido como yo". 

De cara a la siguiente temporada Cohete se encuentra trabajando junto a Carlos Sainz, Daniel Alonso y Fernando Alonso en una mesa con diferentes proyectos interesantes de los cuales tratará de coger el tren del que hablaba antes quedándose como última opción en el nacional. Tiene plena confianza en poder cerrar un programa en el mundial con un R5 dentro de la categoría WRC2 y en el Nacional de Asfalto. Para estos proyectos afirma que las conversaciones están muy avanzadas pero que aún les falta un poco, no obstante cree que si al final no lograse cerrarlo sería "una auténtica catástrofe" ya que la idea es comenzar en el nacional de asfalto en el Rally do Cocido, en marzo, y en el mundial en el Rally Tour de Corse, en mayo.